Autos

Construyendo el Ferrari 275P desde un kit de slot Monogram escala 1/24

por René Espinosa © 2012 Modeler Site

Aviso legal

Ningún material de MS puede ser copiado, reproducido total o parcialmente, republicado, descargado de la red, trasmitido, anunciado, o distribuido de forma alguna, por ningún medio existente y o por inventar. A sola excepción de que usted descargue de la red una copia de los materiales en una sola computadora para su uso personal familiar, no-comercial, a condición de que usted mantenga intactos los derechos de propiedad literaria y otros avisos de propiedad. La modificación de los materiales o uso de los materiales para cualquier otro propósito es una violación de los derechos de autor y otros derechos de propiedad de Damian Covalski . Para los fines de estos términos, el uso de cualquier material perteneciente a MS en cualquier otro sitio WEB o computadora conectada a una red distinta de Internet esta terminantemente prohibida.

Lea más aquí > Aviso legal


Uno de los aspectos mas gratificantes del modelismo es la posibilidad de reproducir nuestros autos favoritos, lamentablemente no siempre disponibles en forma de kits; esto presenta la extraordinaria oportunidad de utilizar algún kit existente o sus piezas de para modificar o construir el auto de nuestra preferencia.

 


Por lo que toca a los autos de competencia, los kits destinados al Slot Racing ofrecen una interesante variedad, su configuración es básicamente una carrocería destinada a montarse sobre los chasis de la especialidad, estas carrocerías son generalmente de las proporciones correctas con un adecuado nivel de detalle.

Como aficionado a la marca deseaba armar un modelo del Ferrari 275 P, prototipo de competencia, introducido en 1964 y ganador de Sebring y Le Mans, este auto forma parte de la serie 200 de Ferrari y es derivado del famoso Testa Rossa 250; su característica principal es el uso del motor Colombo V12, configuración preferida de Ferrari.

Los motores V12 Colombo de Ferrari son magnificas piezas estéticas, así que contando con el motor de un Ferrari 250 GTO, de un Kit de Revell, decidí adaptarlo al Ferrari 275 P; aunque el motor del 275 era una evolución del motor anterior, los cambios se hicieron en los atributos mecánicos del motor (aumento de válvulas, cambios en el desplazamiento etc.), mientras que exteriormente son prácticamente iguales.

 

La modificación del modelo del 275P implica modificar el motor para agregar a la caja de velocidades los ejes traseros; reproducir la parte visible del chasis tubular de estos autos, las salpicaderas traseras y los detalles mecánicos visibles.

Armado de lámina y tubo de estireno y de algunas fotografías de referencia comencé a reproducir los elementos mencionados.

 


Adicionalmente y dado que el kit venia con un defecto de moldeo tuve que construir la parte faltante del asiento del piloto, reparación visible en la foto anterior.

Para la construcción de la suspensión recurrí a la “caja de sobrantes” utilice los brazos “A” de otro viejo kit, fabriqué los amortiguadores de tubo de estireno y los resortes con alambre
 


De esta forma logre un chasis bastante apegado a la realidad y con el suficiente detalle.


Por otra parte, la inclusión del motor también conlleva la modificación de la carrocería, además de abrir el capo del motor y para mayor realismo decidí abrir las puertas y el capo delantero y agregue una tira de estireno que completa la carrocería.

También agregue el “labio” del parabrisas y las puertas, detalle que omite el kit y reproducir los remaches con los que se sujetaban el parabrisas y los cristales laterales, para lo que utilice pequeñas gotas de cianoacrilato aplicadas con una aguja de costura
 


Una vez terminadas las modificaciones de la carrocería, después de lijarla y lavarla, aplique el primer, en este caso para laca automotriz ya que voy a usar laca automotiva.
 


La carrocería con su primera mano de pintura, que será lijada y pulida.
 


A continuación comencé con los detalles de la suspensión, primero la delantera, también de la caja de sobrantes tomé los brazos y discos del kit del Ferrari 250 GT0, los cuales modifiqué para poder usar las ruedas de fotocortado de Hasegawa, diseñadas para el Kit del Ferrari 250 Testa Rossa. También agregué las líneas de frenos.
 


Los discos y brazos de la dirección ya instalados en el chasis.

 


Para las suspensión trasera también utilicé brazos y discos de la “ caja de sobrantes”, así como ejes traseros que deben ser ajustados a la medida del chasis.
 


Para lo anterior fue necesario montar temporalmente el motor al chasis para tomar las medidas necesarias para dicha adaptación. El motor finalmente instalado, antes fue necesario recortar cada eje en tres milímetros hecho lo cual, los pinté quedando así.
 


Las ruedas instaladas temporalmente , la palanca de velocidades hecha con un alfiler y la placa selectora del kit de Revell. Uno de los tanques visibles hecho con tubo y lámina de estireno.
 


Terminadas las modificaciones al chasis, inicié con el armado y detallado de los interiores , empecé con el tablero, que como es de esperarse en un auto de competencia es muy sencillo, el kit viene con las calcas de los instrumentos, por lo que decidí mejorarle algunos detalles.
Taladré los instrumentos y usé tubo termocontraible para hacer los biseles de los instrumentos; al pegar las calcas mas profundamente se da mayor realismo al tablero.

También agregué unos paneles laterales de estireno, que son visibles al abrir las puertas.
 


El volante en el kit original viene pegado casi al ras del tablero, lo que es incorrecto, por lo que modifiqué el volante agregándole un pedazo de tubo de estireno, para poderlo pegar a la distancia correcta.
 


El volante ya pintado, una base de Alclad Aluminio y para simular la madera, una mezcla de anaranjado transparente y humo
 


Como mencioné al indicio, el motor lo tomé de un Kit del Ferrari 250 GTO de Revell que ya estaba armado y cableado, para este proyecto simplemente corte la caja de cambios original y le pegué una caja con ejes, también tomada de la “caja de sobrantes”.
 


Ya que ahora el motor va a ser mas visible, también decidí mejorar el detallado del motor, para lo que hice los tubos de inducción de aire a los carburadores, con tubo de aluminio, tal como se aprecia en la foto anterior. Comencé taladrando el diámetro interior el tubo con el fin de reducir el espesor del tubo y facilitar su modificación.

A continuación, con una broca/mecha de un diámetro ligeramente superior al del tubo, “abrí” el borde para replicar la forma de los tubos de inducción.

El resultado es bastante realista, como puede apreciarse.

Para los escapes utilicé partes del kit de Revell y fabriqué los silenciadores y tubos, con tubo de estireno.
 


Los escapes ya pegados y con la primera mano de pintura.
 


Los escapes ya colocados en el chasis rodante.
 


La carrocería instalada en el chasis, tablero, asientos y palanca colocados en posición.
 


El volante instalado.
 


Al pulir el parabrisas, lo fracturé, asi que decidí hacer uno, más realista en cuanto al espesor para lo que use PET.
Primero hice un molde con yeso de dentista, usando el parabrisas fracturado, adicionalmente le hice los soportes laterales usando tiras de estireno cortadas a la medida de acuerdo a las referencias fotográficas.
 


El parabrisas terminado y los cristales laterales terminados e instalados. Las calcas y el limpiaparabrisas, hecho de piezas viejas. El modelo terminado, espero que les guste.


Apóyenos ordenando nuestras notas en PDF > Aquí